Programa Electoral de las Elecciones Municipales 2023. Logo del PP Dos Hermanas

Programa Electoral de las Elecciones Municipales 2023

Dos Hermanas necesita un cambio y, por ello, desde el Partido Popular se propuso en las pasadas elecciones municipales el programa más social que jamás se ha presentado: cambiar inversiones caras y faraónicas por medidas sociales, el consenso y el gran Pacto Social por el sectarismo actual, gobernar para todos con una política de gobierno más cercano, más social y que genere más progreso. Continuar con las políticas del actual gobierno socialista en Dos Hermanas es seguir con una política de demagogia y mentiras, es abrazar a un gobierno municipal que va de la mano de un Presidente del Gobierno que no identifica ni cambia los problemas reales de los nazarenos, es votar a Sánchez y eso debemos tenerlo todos claro. Se proponía cambiar el problema por la solución, pero para ello hay que escuchar a nuestros vecinos, a todos sin distinción.

Desde el Partido Popular de Dos Hermanas siempre hemos querido materializar un compromiso con los nazarenos: la mejora de su estado del bienestar. A lo largo de los años hemos mantenido un contacto e interlocución permanente y constante con todos los agentes, colectivos y asociaciones que tienen relación directa o indirecta con las necesidades y realidades sociales de nuestra ciudad para consensuar y desarrollar propuestas en materia social.

En el Partido Popular creemos en las personas y en su autonomía, creemos en la institución básica de la sociedad que constituye la familia, creemos en una educación basada en valores socialmente aceptados y en el esfuerzo, creemos en la solidaridad entre individuos, entre barrios y entre generaciones, creemos que la batalla por la igualdad real de derechos entre hombres y mujeres se libra en el día a día, creemos en la igualdad de los nazarenos independientemente del barrio en el que vivan, creemos en la responsabilidad de gestionar los recursos públicos con rigor y control que salen de nuestros bolsillos y en no gastar lo que no se tiene, creemos en el cuidado y en la participación activa de nuestros mayores, así como en la solidaridad intergeneracional, creemos en seguir desarrollando un servicio sanitario eficaz, creemos en que no nos invadan con barreras burocráticas innecesarias y creemos en la libertad y en la corresponsabilidad social porque si hacemos juntos las cosas las haremos mejor y en beneficio de todos.

El programa se articuló en 18 medidas que se agrupaban en cuatro grandes bloques: la transparencia municipal, las personas como eje de las políticas municipales, impulso al tejido industrial y económico y un modelo de ciudad de futuro: segura, innovadora, sostenible y social.

Como medidas de transparencia municipal es fundamental centrarnos en el desarrollo de herramientas eficaces que faciliten la información municipal que, a día de hoy, sigue siendo inexistente, ilocalizable y poco transparente; en la creación y potenciación de la Marca Dos Hermanas como seña de identidad nazarena con la participación real de autores, artesanos, artistas…; y, por supuesto, en algo que consideramos de obligado cumplimiento, que es la descentralización de los diferentes servicios municipales acercando la administración a los vecinos ya que la gran mayoría de las gestiones que el ciudadano hace con el Ayuntamiento requiere un desplazamiento que consideramos innecesario.

Entre las propuestas que sitúan a las personas como eje de las políticas municipales debemos abordar con valentía el problema de la asistencia a la dependencia garantizando tanto la dignidad de los trabajadores que prestan el servicio como la de los usuarios que lo reciben.

Dedicamos una atención especial y solidaria con nuestros mayores y con aquellos que, por sus capacidades, tienen dificultad para disfrutar y vivir en Dos Hermanas y que actualmente nos impide construir una Dos Hermanas inclusiva. Desde la eliminación de barreras hasta la adaptación de la información municipal y señalización en la ciudad, desarrollando herramientas que faciliten sus condiciones de vida a través de la creación de la Delegación de personas con diferentes capacidades. Sería una delegación transversal, presente el en resto de delegaciones y áreas municipales para garantizar la atención a esos colectivos en todas y cada una de las decisiones que se tomen.

Los jóvenes tienen su cabida en nuestro proyecto de ciudad, en nuestro proyecto social. Necesitan un espacio que fomente su autonomía y su desarrollo personal. Hablamos no solo de espacios físicos sino de tenerlos en cuenta a la hora de promover la construcción de un parque de viviendas sociales, de alquiler asequible para que despeguen y tomen las riendas de sus vidas con una de sus necesidades básicas cubierta. Dos Hermanas tiene espacio para crear viviendas sociales ya que la vivienda privada está cubierta. El Ayuntamiento debe poner a disposición de los nazarenos el suelo público y con el resto de administraciones públicas acometer la construcción de las mismas.

Entre las propuestas incluimos la potenciación de Planes de Patrocinios deportivos con clubes o entidades privadas, como medida de impulso a toda esa cantera de jóvenes valores y a aquellos clubes y deportistas de alto nivel que tenemos en Dos Hermanas cuyas condiciones de supervivencia penden de un hilo.

La mujer y la violencia machista está muy presente ya que deben dotarse más recursos humanos para atajarla, adherirnos a la Red de Municipios Sin Violencia de Género, potenciar las ayudas al alquiler para esas mujeres, incrementar las medidas de seguridad, impartir más formación orientada al empleo y más conciliación. El Ayuntamiento debe sumar eficientemente. La sociedad nazarena, como sociedad, debe entender que es un problema y no sólo deben reforzarse las medidas de visualización que son las únicas que hace es actual equipo de gobierno, sino que deben ponerse en práctica las medidas comentadas.

Abordamos el bloque de impulso al tejido industrial y económico con medidas total y absolutamente necesarias como la creación de una bolsa de empleo , que no existe en la actualidad, rotatoria y transparente que cumpla con los criterios de igualdad, mérito y capacidad, la simplificación y reducción de plazos de los trámites administrativos y el diseño de un Plan plurianual de ayudas fiscales para minimizar los efectos de la situación actual económica. El gran olvidado es nuestro comercio tradicional, nuestro comercio de barrio, por lo que hay que partir de un plan estratégico consensuado con los agentes implicados en el que confluyan medidas fiscales y adaptación de los entornos para hacerlos atractivos.

Mención especial hacemos al sector hostelero. A los hosteleros se les persigue y eso no podemos permitirlo. Debe haber convivencia, equilibrio. La hostelería debe respetar el espacio público ya que genera puestos de trabajo, pero hay que consensuar y dedicarle tiempo cosa que no se está haciendo.

En esta Dos Hermanas en la que priman las obras civiles, faraónicas y muchas de ellas innecesarias bajo el prisma de “y yo más” (fijémonos a modo de ejemplo en la macro inversión de unos pabellones y una macro torre en Entrenúcleos) , el Ayuntamiento ha olvidado y dejado de lado a los polígonos industriales tradicionales, que requieren con urgencia un Plan de modernización y competitividad. Es el momento de alinear la política industrial de Dos Hermanas con la que desarrolla la Junta, cuyos resultados están situando a Andalucía a la cabeza del desarrollo económico de España, con una herramienta que funciona: la Unidad Aceleradora de Proyectos (UAP) de la Junta de Andalucía. Queremos para Dos Hermanas lo mismo que el Presidente Juanma Moreno para Andalucía: crear espacio para generar actividad económica, para la creación de empresas, que
confiemos los nazarenos en el concepto económico y social.

En el bloque de un modelo de ciudad de futuro: segura, innovadora, sostenible y social, debemos abordar otro los asuntos de los que el actual Alcalde no quiere ocuparse: la seguridad.

La unidad de Policía Local de proximidad implica seguridad para el bienestar de los nazarenos. Una policía de barrio cuya función es ayudar y acompañar prestando un servicio de cercanía y vigilancia, no solo es una demanda que venimos reiterando desde hace años, sino un necesidad por imperativo legal. Cumplir la ratio de número de policías por habitante, mejorar su situación laboral para el mejor desempeño de sus funciones y garantizar la seguridad en Dos Hermanas tiene que ser posible. Es un compromiso firme e inamovible.

El fomento de la generación de energías limpias en el municipio y la adecuación de zonas verdes son proyectos que también hemos venido reclamando y consideramos son necesarios para nuestra ciudad.

La innovación pasa necesariamente por la potenciación del Parque Tecnológico Dehesa de Valme mediante la colaboración público-privada. En la actualidad tenemos un edificio vacío de contenido, que nos está costando anualmente un desembolso de las arcas municipales bastante considerable y que no aprovecha el entorno en el que se encuentra: el espacio colindante para crear un verdadero Parque Tecnológico, la capacidad innovadora de las universidades cercanas, Universidad Loyola y Universidad Pablo de Olavide, y las necesidades de la industria.

Se debe materializar un gran Pacto Social de consenso para los próximos años en el que el impulso del papel a desarrollar por el asociacionismo vecinal debe tener un papel destacado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *